Medidas Provisionales Guarda y Custodia

La solicitud de medidas provisionales en guarda y custodia es esencial para garantizar el bienestar de los menores en un proceso legal de divorcio o separación. En este artículo, exploraremos en detalle qué son las medidas provisionales en guarda y custodia y cómo pueden ayudar a establecer un entorno seguro y estable para los hijos durante el proceso de divorcio o separación.

¿Qué son las Medidas Provisionales?

Las medidas provisionales son una serie de pautas determinadas por un juez, a petición de las partes, para regular aspectos urgentes o inaplazables, tales como guarda y custodia de hijos menores, alimentos y uso del domicilio familiar.

Se llaman “provisionales” porque se adoptan con carácter de urgencia y tienen una duración determinada, abarcando el período del procedimiento judicial, y hasta que sean sustituidas por las medidas definitivas una vez que el procedimiento principal concluye.

¿Qué es la Guardia y Custodia?

La guarda y custodia es la situación por la que se confiere a uno de los progenitores el deber de cuidar y velar por los hijos en el aspecto cotidiano, es lo que su propio nombre indica: “guardar y custodiar” a un menor, es decir, vivir con él y encargarse de su cuidado en el día a día.

Dicha guarda y custodia no es sinónimo de patria potestad. La patria potestad abarca un concepto más amplio de los deberes paterno-filiales, por lo que las decisiones relativas a la patria potestad deben ser siempre tomadas de común acuerdo, mientras que las relacionadas con la guarda y custodia no requieren siempre de este rigor.

¿En qué consisten las Medidas Provisionales sobre Guardia y Custodia?

Las medidas provisionales sobre guarda y custodia son un procedimiento judicial para la adopción de la medida más directamente relacionada con los hijos menores, quien se quedará con la guarda y custodia de los mismos en tanto no se dicten unas medidas definitivas.

¿En qué se diferencian de las Medidas Definitivas?

La diferencia con las medidas definitivas es que su duración es temporal. Se adoptan bien con carácter previo a iniciarse el procedimiento de medidas definitivas o bien de manera simultánea (medidas coetáneas). Por su parte, el auto de medidas es irrecurrible, mientras que contra el de medidas definitivas cabe recurso de apelación.

¿Cuándo se Solicitan las Medidas Provisionales sobre Guarda y Custodia?

Las medidas provisionales sobre guarda y custodia se solicitan siempre que es necesario determinar bajo el cuidado de cuál de los progenitores quedan los hijos, sin que se pueda esperar a la tramitación del procedimiento definitivo que puede alargarse mucho en el tiempo. Por ejemplo, en el caso de que la situación familiar sea muy tensa, pero ninguno de los dos progenitores se decida a marcharse del hogar, ya sea porque ambos quieren quedarse con la guarda y custodia de los hijos o porque ninguno quiere renunciar al uso del domicilio, se hace necesario que sea la autoridad judicial la que determine provisionalmente quién ha de ostentar esos deberes/derechos hasta que no salga la sentencia definitiva.

¿Qué Haremos para Ayudarle con la Custodia de tus Hijos?

Para ayudarle con la custodia de tus hijos, debemos recopilar todo el material probatorio que determine que el interés superior de sus hijos estará mejor protegido si los hijos quedan a su cuidado. Es importante en este sentido determinar cuál ha sido la implicación de cada progenitor en la vida de los hijos hasta el momento de la ruptura, en los aspectos educativos, sanitarios, de ocio, etc. También evaluaremos su disponibilidad laboral para poder hacerse cargo de sus cuidados (por ejemplo, es complicado obtener una guarda y custodia exclusiva si por su trabajo tiene Vd. que viajar continuamente).

Es fundamental contar con los servicios de un abogado o abogada experta que sepa plantear su situación de manera adecuada para sus intereses.

últimos artículos

Traducir »